Koeman llega al Barça, en busca del oasis

POR LA RECUPERACIÓN. Otro neerlandés mandará en el Camp Nou. Nombres que llegan y otros que se van. Los culés esperan la revolución.


Instagram

Por Emiliano Chavez

Tiempo de cambios, de renovación. Ya sin Eric Abidal en el cargo de director deportivo, la búsqueda de la revolución en Barcelona empieza a tener nombres propios: Ronald Koeman será, «si nada se tuerce», como anticipó el presidente del club, Josep María Bartomeu, el próximo entrenador del primer equipo. El neerlandés volverá al Camp Nou, esta vez, para sentarse en el banquillo y con la misión de hacer que este Barça recupere la esencia que parece haber olvidado. El ex defensor, figura del Dream Team de Cruyff, a quien considera su mentor, y que marcó el gol decisivo para la conquista de la primera Copa de Europa en la historia del Barcelona, vendrá acompañado, muy probablemente, de su compatriota Alfred Schreuder, quien dirigió al Hoffenheim hasta junio y fue asistente de Erik Ten Hag, en el Ajax, cuando los de Ámsterdam eliminaron al Madrid, en la edición anterior de Champions. Su cuadro de colaboradores lo podría completar Henrik Larsson, otro hombre con pasado de gloria culé y que también alzó la Orejona. Poco más de una hora alcanzó para que los directivos y el, hasta ahora, seleccionador de Países Bajos resolvieran los últimos detalles del acuerdo. Una negociación que terminará de abrocharse cuando la Federación Neerlandesa de Fútbol (KNVB) reciba el pago de indemnización, que ronda los 4 millones de euros, por parte de los blaugranas, y que permitirá la liberación definitiva de Koeman.

Formado en el Groningen de su país y el único en haber sido jugador y director técnico de Ajax, Feyenoord y PSV, los tres más grandes de la Eredivisie, Koeman llegará al Barcelona en su segunda experiencia como míster en España. Su anterior estadía lo tuvo al frente del Valencia y con bastante ruido: encabezó una remodelación de la plantilla Ché, relegó a varios referentes y apostó por la sangre joven del momento, con Ever Banega y Juan Mata entre sus preferidos. De algún modo, los resultados lo respaldaron, tras alzar la Copa del Rey, a pesar de cierta irregularidad en la Liga. Su oportunidad de entrenar al Barça le acabará exigiendo hacer algo similar: cargarse a algunas de las llamadas vacas sagradas, como decía Johan Cruyff, y desde allí, rediseñar un modelo, apoyado en las bases y en ese estilo tan particular, y cruyffista, que identifica al club. Algunas pistas de lo que puede vislumbrarse en el futuro las ha dado Koeman, en un puñado de entrevistas que brindó durante el último año: «No sé cómo está de nivel el fútbol base del Barça, pero siempre hay que mirar primero en casa y luego, fuera. Nosotros somos holandeses, no tenemos miedo a poner gente joven, estamos acostumbrados. Si tengo un jugador de 30 años y otro de 22, con el mismo rendimiento. pongo al de 22 porque eso es futuro». Entre este concepto y las intenciones de la dirigencia, la suerte de varios parece estar echada: «El pilar fundamental en el proyecto de Koeman es Messi», según Bartomeu, pero a Luis Suárez, Piqué, Busquets, Jordi Alba, Vidal y Rakitic, en cambio, tratarán de llevarlos al mercado. Apenas habrá otros siete intocables: de Jong, Griezmann, Ter Stegen, Semedo, Dembélé y Ansu Fati. «A veces hay que entender que para volver a dominar, antes tienes que pasar unos años por el desierto», se sinceró, hace unos meses, el propio Koeman. Deberá aprontarse, y en poco tiempo, para ir en busca del oasis.

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.